Laboratorio de Neurología Experimental Hospital de Sant Pau de Barcelona

Dra. I. Illa

Laboratorio de Neurología Experimental

Sección de Patología Neuromuscular

Servicio de Neurología

Hospital Universitari de la Sta. Creu i St. Pau

Anticuerpos estudiados:

Anticuerpos antigangliósido GM1

  • Ig M antigangliósido GM1 en síndromes motores puros crónicos.

Los anticuerpos antiGM1 IgM se asocian a síndromes motores puros crónicos tratables, entre los que se encuentran la neuropatía motora multifocal y los síndromes de neurona motora inferior. Estas entidades pueden mejorar con tratamiento inmunomodulador o inmunosupresor. De hecho, se considera que las posibilidades de mejora con tratamiento en NMM cuando los anticuerpos son positivos es tres veces superior a cuando son negativos.

  • Ig antigangliósido GM1 en síndromes motores agudos y crónicos

Los anticuerpos de la clase Ig G acompañan a los síndromes de neurona motora inferior agudos o crónicos. Aparecen en neuropatías motoras agudas, habitualmente axonales o se asocian a infección previa por Campylobacter jejuni... Pueden ser positivos en pacientes con otros síndromes motores. Los títulos pueden disminuir o negativizarse después del periodo agudo.

Anticuerpos antiGD1a

Los anticuerpos Ig M contra gangliósido GD1a son muy poco frecuentes. Títulos elevados de estos anticuerpos se asocian a neuropatías motoras desmielinizantes (en el contexto de paraproteinemia de la clase Ig M) y a síndromes de neurona motora inferior. Títulos bajos de estos anticuerpos se han observado en un pequeño grupo de enfermos con ELA.

Los anticuerpos antiGD1a de la clase Ig G se han asociado a menudo al síndrome de Guillain-Barré y a neuropatías motoras.

Anticuerpos antiGD1b/ antiGM2/ antiGM3

Anticuerpos Ig M antigangliósido GD1b que tampoco reconozcan al GM1 y, por tanto, a los epítopos comunes no son muy frecuentes. Se asocian a algunas neuropatías sensitivas axonales. Los anticuerpos antiGM2 se han descrito en síndromes motores asimétricos y en CIDP de predominio motor.

El estudio de los anticuerpos antiGD1b, GM2 y GM3 que se incluyen en la batería de Ac. antigangliósidos, no ha dado todavía una especificidad significativa en ningún síndrome concreto.

Anticuerpos antiGQ1b

Los anticuerpos antiGQ1b de la clase Ig G acompañan a la oftalmoplejía y a la ataxia del síndrome de Miller-Fisher. La positividad es del 90-95% en SMF y los títulos caen después del periodo agudo. Estos anticuerpos se observan también en enfermos con parálisis agudas extraoculares: vertical y horizontal o bilateral por la abducción.

Anticuerpos antisulfátido

Ig M e IgG antisulfátido. Se asocian a polineuropatías con importante componente sensitivo. Los anticuerpos antisulfátidos asociados a paraproteinemia Ig M se relacionan fundamentalmente con la neuropatía desmielinizante. En algunos casos, los pacientes tienen el síndrome GALOP (Gait disorder; Autoantibody; Late-age Onset; Polyneuropathy). Sin embargo, los anticuerpos policlonales antisulfátidos se asocian más a la neuropatía axonal. Algunas neuropatías con anticuerpos antisulfátidos mejoran con tratamiento inmunodepresor.

Anticuerpos IgM antiMAG (antiglicoproteína asociada a la mielina)

Relacionados con neuropatías sensitivas-motores que suelen presentar rastros desmielinizantes. Algunos de estos pacientes mejoran después de un tratamiento con ciclofosfamida.

Polineuropatías asociadas a paraproteinemia Ig M, IgG, IgA...

La técnica inicial para la detección de paraproteína en pacientes con neuropatía es la inmunofijación.

Se trata de un grupo muy variado de polineuropatías. La paraproteína puede reaccionar con antígenos conocidos (los gangliósidos, la MAG, la betatubulina, sulfátidos...) o todavía desconocidos.

Uno de los síndromes mejor caracterizados asociado a la paraproteinemia Ig G e Ig A es la POEMS (Polyneuropathy; Organomegaly; Edema or endorcrinopathy; M-protein; Skin changes).

¿Qué tipo de muestra se debe enviar?

El estudio de la mayoría de los anticuerpos que realizamos en nuestro laboratorio requiere una muestra de 2-3 ml de suero del paciente en tubo siliconado. La muestra debe guardarse en una nevera hasta su envío y si el correo tarda tan sólo una noche puede enviarse a temperatura ambiente. Ante cualquier duda sobre los requisitos o la dirección, puede llamar al número de teléfono indicado. Los resultados están disponible en un plazo aproximado de 2 a 4 semanas y se acompañan de una interpretación clínica. Para cualquier aclaración o información adicional puede llamarnos o escribirnos.

A dónde se deben enviar las muestras; teléfonos de contacto:

Dra. I. Illa

Laboratorio de Neurología Experimental

Sección de Patología Neuromuscular

Servicio de Neurología

Hospital Universitari de la Sta. Creu i St. Pau

c/ St. Antoni Mª Claret, 167

Barcelona 08025

(343-2919049

Fax: 343-2919275

Volver